Contacto

Para contribuir con traducciones, revisiones y/o material original para su publicación, tal como actualizaciones desde las calles, comunicados de acciones directas, textos por compas presxs o perseguidxs, llamados, revistas, folletos, artículos de opinión, etc.: contrainfo(at)espiv.net

Santiago, Chile: Vandalismos en memoria de los compañeros Daniel Menco y Mauricio Morales

Sábado 19 de Mayo y Martes 22 de Mayo. Había pasado un tiempo desde nuestras últimas acciones vandálicas, pero era cuestión de tiempo para que la “banda” se volviera a reunir, esta vez, una ocasión especial, -el día del Caos se acercaba- y las ansias de desorden corrían por las venas.

Esta vez no colocamos bombas de ruido, si no, potente pirotecnia, conocida como “mortero”. Las calles volvieron a ser nuestras. La primera fue frente a una iglesia mormona y gracias al estruendo las alarmas de algunos automóviles cercanos se activaron, otra fue arrojada a cualquier parte, por mera diversión. Ante esto, la gente salió de sus casas, con caras de horror, era de madrugada, aun así la inseguridad que muestra la televisión o el chismerío reina por todos lados.

Nuestros objetivos siempre serán infraestructuras, símbolos, por una cuestión política. Pero también nos gusta molestar a la torpe ciudadanía esclava de lo que le ofrece el mercado, el capital y por supuesto el Estado. Y bueno quien se interponga entre nosotrxs también “cobrará”, aun que salgamos trasquiladxs.

Por otro lado, en el día del Caos, atacamos una carnicería, estxs miserables saben muy bien porque fuimos por ellxs, esto lo decimos por los mensajes que les hemos dejado en sus puertas. Somos férrexs impulsorxs de la lucha por la liberación animal y si bien no nos hacemos grandes ilusiones, no dejamos pasar los momentos para atacar y hostigar a lxs explotadores, vendedorxs y asesinxs de animales.

Dedicamos estos actos a los compañeros punk’s y anarquistas, Daniel Menco Prieto y Mauricio Morales Duarte. Compañeros muertos, el primero por un bastardo policía en una manifestación en Arica, y el segundo por el artefacto explosivo que el mismo pretendía colocar en la asquerosa Escuela de Gendarmería en Santiago.

Para nosotrxs nadie está olvidadx. Ni lxs presxs, ni clandestinxs, ni lxs muertxs en combate, ni en acción, ni por accidentes o porque ellxs mismxs hayan decidido poner fin a su existencia. Todxs viven en nuestros corazones y siguen siendo impulsos de desobediencia contra este mundo de miserias.

Leave a Reply

You can use these HTML tags

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>