Archivo de la etiqueta: antisexismo

Mujeres y el Espectáculo (1977)

Es difícil consumir personas que dan guerra, que se resisten a la canibalización de sus cuerpos, sus mentes, sus vidas diarias. Pocas personas logran resistir, pero la mayoría no resisten eficazmente, porque no pueden. Es difícil ubicar a nuestrx torturador/a, porque está tan generalizado, tan familiar. Lxs hemos conocido toda la vida. Es nuestra cultura.

Lxs situacionistas caracterizan nuestra cultura como espectáculo. El espectáculo nos trata a todxs como espectadorxs pasivxs de lo que se nos ha dicho que son nuestras vidas. Y la cultura-como-espectáculo lo cubre todo: hemos nacido en ella, socializado en ella, vamos a la escuela en ella, trabajamos, nos relajamos y nos relacionamos con otras personas en ella. Incluso cuando nos rebelamos contra ella, la rebelión se ve, a menudo, definida por el espectáculo. Se molestaría alguien en estimar el número de chicos adolescentes sensibles alienados que, hace una generación, copiaron su comportamiento de James Dean en Rebelde Sin Causa? Estoy hablando de una película, cuyos productores capitalistas y estrellas hicieron una gran cantidad de dinero de este Espectacular.

Actos rebeldes, entonces tienden a ser actos de oposición al espectáculo, pero rara vez son tan diferentes que trasciendan el espectáculo. Las mujeres tienen un conjunto de comportamientos que demuestran insatisfacción actuando de manera opuesta a lo que se espera de ellas. Al mismo tiempo, estos actos son clichés de rebelión y, por lo tanto, son válvulas de escape casi prescritas que no alteran el teatro de nuestras vidas. ¿Qué se supone que debe hacer una mujer rebelde? Todxs podemos enumerar los comportamientos -aparecen en cada periódico, en horas de máxima audiencia de la televisión, en la lista de best-sellers, en revistas populares – y, por supuesto, en la vida cotidiana. En un ámbito en el que se valora la limpieza perfeccionista, ella puede ser una vaga, en una subcultura que valora la familia numerosa, ella puede negarse a tener hijxs. ¿Otras insurgencias predecibles? Desafiar la doble moral sexual para las mujeres casadas teniendo un romance (o varios); puede beber o usar lo que se denomina lenguaje “barriobajero”, o tener un ataque de nervios o, si es una adolescente, puede «portarse mal» (¡una frase reveladora!) escapándose de casa y teniendo relaciones sexuales con muchos hombres.

Cualquiera de estas cosas puede hacer la vida de una mujer individual más tolerable (a menudo, la hacen menos) y todas garantizan que lxs conservadores despotriquen sobre que la sociedad se está desmoronando. Pero este tipo de insurrecciones programadas no la han hecho desmoronarse todavía y, por sí mismas, parece improbable. Algo menor a un ataque directo a todas las condiciones de nuestra vida es insuficiente.

Cuando las mujeres hablan de cambiar el rol sexual destructivo de socialización de las mujeres, escogen una de las tres soluciones posibles: (a) las chicas deberían ser socializadas más o menos como los chicos para que sean independientes, competitivas, agresivas, etc. En resumen, es un mundo de hombres, por lo que una mujer que quiere encajar debe ser «uno de los chicos». (b) Debemos glorificar el papel de la mujer y darnos cuenta de que lo que hemos llamado debilidad es realmente fuerza. Deberíamos estar orgullosas de que somos maternales, criadoras, sensibles, emocionales, etc. (c) La única persona sana es una persona andrógina: Debemos erradicar la división artificial de la humanidad en «masculino» y «femenino» y ayudar a que ambos sexos se conviertan en una combinación de las mejores características de cada uno.

Dentro de estos tres modelos, las soluciones personales a los problemas de la opresión sexista incluyen una amplia variedad: Quedarse solterx, vivir comunalmente (con hombres y mujeres, o sólo con mujeres). No tener hijxs, no tener hijos, tener cualquier tipo de hijx que quieras, pero tener el cuidado infantil controlado por padres y trabajadorxs. Conseguir un trabajo, conseguir un trabajo mejor, impulsar la acción afirmativa. Ser un/a consumidor/a informadx, presentar una demanda, aprender kárate, formarte en la asertividad. Desarrollar la lesbiana que hay en tí. Desarrollar tu identidad proletaria. Todo esto tiene sentido en situaciones particulares, para mujeres específicas. Pero todas son soluciones parciales a problemas mucho más amplios y ninguna de ellas requiere necesariamente ver el mundo de una manera cualitativamente diferente.

Así, nos movemos de soluciones particulares a más generales. Destruir el capitalismo. Fin del patriarcado. Aplastar el heterosexismo. Todas son, obviamente, tareas esenciales en la construcción de un mundo nuevo y verdaderamente humano. Marxistas, otros socialistas, anarquistas sociales, feministas – todxs estarían de acuerdo. Pero lo que el socialista, e incluso algunxs feministas, dejan de lado es lo siguiente: Debemos destruir toda forma de dominación. Esto no es sólo un eslogan y es la tarea más difícil de todas. Significa que tenemos que mirar a través del espectáculo, destruir sus escenarios, saber que hay otras maneras de hacer las cosas. Significa que tenemos que hacer algo más que reaccionar en rebeliones programadas -tenemos que actuar. Y nuestras acciones se tomarán colectivamente, mientras cada persona actúa de manera autónoma. ¿Parece contradictorio? No lo es -pero será muy difícil de hacer. Una individualidad no puede cambiar mucho, por eso, tenemos que trabajar juntxs. Pero ese trabajo debe ser sin líderes tal y como lxs conocemos y sin delegar ningún control sobre lo que hacemos y lo que queremos construir.

¿Pueden los socialistas hacerlo? ¿O las matriarcas? ¿O lxs viajerxs espirituales? Tú conoces la respuesta. Trabaja con ellxs cuando tenga sentido hacerlo, pero no renuncies a nada. No les concedas nada, ni a ellos ni a ninguna otra persona.

El pasado nos dirige si le forzamos a ello.
De lo contrario, nos contiene
en su asilo sin puertas.
Hacemos historia o
ella nos hace a nosotrxs.

–de «Socialismo, anarquismo y feminismo» de Carol Ehrlich, que fue publicado por primera vez en EE.UU. en 1977 (versos de Marge Piercy en el final); recuperado de anarcha a través de theanarchistlibrary

Estados Unidos: Sobre el consentimiento

A continuación algunas preguntas sobre el consentimiento que un/a amigx y yo planteamos para un taller en el que participamos y que ayudaron a generar debates muy buenos e importantes en nuestra comunidad. Con suerte, también os serán útiles a vosotrxs. Os pedimos que leáis y pienseis en serio sobre estas preguntas, una a una (desde luego, ¡no hace falta que os leáis la lista entera de una sentada! De hecho, os invitamos a no hacerlo). Escribimos esta lista esperando crear reflexión, por eso, os pedimos que no os pongais a la defensiva y que pienseis en ello a fondo, dado que es la única manera de que os ayude a vosotrxs y a vuestra comunidad.
5001. ¿Cómo defines el consentimiento?

2. ¿Alguna vez has hablado sobre el consentimiento con tu(s) compañerx(s) o amigxs?

3. ¿Conoces a alguien o has estado con alguien que defina el consentimiento de forma diferente a ti?

4. ¿Alguna vez no has tenido claro si la persona con la que estabas sexualmente quería hacer lo que estabais haciendo? ¿Hablasteis de ello? ¿Lo ignoraste esperando que cambiara? ¿Seguiste lo que estabas haciendo porque te resultaba placentero y no querías plantearte lo que sentía la otra persona? ¿Seguiste porque pensabas que era tu deber? ¿Qué opinas sobre las decisiones que tomaste?

5. ¿Crees que es responsabilidad de la otra persona decir algo si no les gusta lo que estáis haciendo?

6. ¿Cómo debería expresar alguien que lo que está ocurriendo no le gusta?

7. ¿Buscas solo señales verbales o hay otras señales?

8. ¿Crees que se puede malinterpretar el silencio como consentimiento? Seguir leyendo Estados Unidos: Sobre el consentimiento

Mujeres como botín de guerra

Εxtracto del folleto antimilitarista Guerra contra la guerra por el colectivo de insumisos al servicio militar, Xipolito Tagma (‘Batallón Descalzo’ en Ioánina, Grecia).xupoluto-tagma_ioanninaLas violaciones en tiempos de guerra las pueden cometer, como se ha dado hasta ahora, ejércitos organizados, grupos paramilitares y fascistas y varios fundamentalistas. La violencia sexual y las violaciones contra niñas y mujeres se han convertido en un arma sistemática de la guerra y la represión. En estos fenómenos de violencia sexual, la opresión de género está asociada al militarismo y la estructura altamente patriarcal de los cuerpos militares. Se asume, además, que el ejército, la máquina asesina del Estado, igual que las propias guerras tienen género y es el masculino. Por supuesto, esto no quiere decir que las mujeres son espectadoras de todo esto, sino todo lo contrario: las mujeres en la mayoría de los casos son sus victimas*. La violación de mujeres durante la guerra se debe observar bajo este prisma: la organización patriarcal del imaginativo nacional que se activa. Cuanto más abiertamente patriarcales son las narrativas nacionales, más útil es el arma de la violación para los atacantes y más demoledor para los objetivos atacados.

Las violaciones como medio de guerra puede tener varios puntos de partida. En muchos casos, puede haber sido el resultado de las órdenes explícitas de altos funcionarios o, simplemente, iniciativas de los propios soldados, o ambas combinadas. Lo que está claro es que las violaciones cuentan como un componente de la victoria o la derrota militar, pero no pueden limitarse a estos calificativos. En cualquier caso, lo que da sentido-significado a estas violaciones es el imaginario colectivo: el de la limpieza étnica o «genocidio selectivo» o, más general, la destrucción de los lazos de la sociedad rival. Es decir, la destrucción, ante todo, de las significaciones imaginarias sociales que hacen que existan sus sujetos. Durante la guerra de Bosnia-Herzegovina, por ejemplo, las mujeres fueron víctimas masivas de violaciones y torturas, cautiverio y prostitución forzada a manos de los soldados serbios y los paramilitares, vemos claramente ante nosotrxs la intención de la limpieza étnica. Esta misión fue, por supuesto, una orden explícita de los oficiales, pero sin la participación activa de los soldados no hubiera tenido ningún efecto, ni hubiera alcanzado las dimensiones monstruosas que alcanzó.

La humillación y la violación de la mujer del “enemigo” en estado la guerra adquiere el significado de humillación y violación a totalidad de la nación rival. Aquí, por supuesto, también entran en juego las significaciones atribuidas a las mujeres y,en general, a la feminidad por la socialización nacionalista. Estas significaciones son, por un lado, su designación como útero de la nación, es decir, la responsable de la perpetuación de la nación (mediante la reproducción de los nacionalistas y, por qué no, de los soldados disponibles) y, por otro, como figura que debe permanecer pura, honesta y comprometida con la familia, es decir, el núcleo de la nación. Todo esto se considera inviolable y obvio para cualquier nacionalismo (y nacionalista). Así que los soldados para «proteger» a sus propias mujeres y sus familias, violan a mujeres y disiparan a las familias de otros. Las mujeres, por lo tanto, juegan un papel importante como metáfora: por ejemplo, como «madre patria» o «patria-matriz de la nación», como mencionamos anteriormente. Las mujeres son, pues, algo para lo que el militar aprende a luchar (por ejemplo, «luchamos por  nuestras mujeres y nuestros hijos»), un objeto que existe para ser protegido (como el resto de los bienes del hombre). Por otro lado, las mujeres son las que reciben los ataques más brutales de las tropas, aunque sean la mayor parte de la población civil y sin ninguna participación en las decisiones y la planificación militar.

Las violaciones en las guerras no son la excepción sino la regla general que se apoya en el odio étnico y la supremacía masculina, elementos que se encuentran en la base ideológica de los militares y la guerra. Así que nuestra posición antimilitarista se basa en el rechazo total a estos elementos, siempre en contra de “nuestro” Estado y el nacionalismo, ¡pero también de los privilegios y estereotipos masculinos!

* Según cifras oficiales, las violaciones con objetivos militares se dieron en todas las guerras de los últimos años: en ex Yugoslavia, Camboya, Sri Lanka, Bangladesh, Liberia, Perú, Somalia, Mozambique, Sudán y Uganda. Los ejemplos que están incluidos en el informe de la «Comisión para los Derechos de la Mujer e Igualdad de Oportunidades» del Parlamento Europeo, son los de Berlín de 1945 cuando, con la entrada de las fuerzas aliadas, los casos de violación aumentaron de 110 a 800.000, de 20 a 50.000 en ex Yugoslavia durante la guerra civil en la década de los ´90 y de 250 a 500 mil en Ruanda en 1994. Y todo esto, por supuesto, son estimaciones incluso «oficiales» que, de hecho, no logran representar la realidad del fenómeno. Igualmente, las violaciones también han sido durante los años y siguen siéndolo una de las armas más poderosas del Estado y el nacionalismo griegos.

Florencia, Italia: Frente de Liberación Animal; ¿Quién está detrás de los últimos ataques incendiarios en Toscana?

Según este artículo, se dio el al menos cuarto ataque incendiario en Monteluppo Fiorentino el 31 de diciembre de 2012 en la región italiana de toscana. A principios de octubre, el FLA entro en un matadero de Colle Val d’Elsa y saboteó el sistema eléctrico y la maquinaria. Se pegó fuego a un camión de una empresa cárnica en Troghi el 27 de octubre y, el 24 de noviembre, el FLA incendió un camión en un matadero de San Giovanni Valdarno (Florencia).

Según este otro artículo titulado: “Sobre el arresto de dos fascistas por ataques firmados por el FLA” del 10 de enero de 2012, dos hombres fueron arrestados y otro se encuentra en búsqueda por las autoridades italianas bajo cargos en relación con los últimos ataques incendiarios en la Toscana, incluido el último ataque en Monteluppo Fiorentino. Sin embargo, varixs activistas de la liberación animal en Italia alertaron de que los detenidos, sobre todo, uno llamado Filippo Serlupi d’Ongran, son posiblemente infiltrados fascistas que se apropiaron de las prácticas del FLA. Siguen algunos extractos del comunicado.

“Informamos sobre las noticias (de la prensa burguesa) de estos días sobre el arresto de dos activistas por los derechos animales, así como la emisión de una orden de arresto de una tercera persona, acusados de cuatro ataques incendiarios que se llevaron a cabo en la Toscana durante los últimos meses, el más reciente, el 31 de diciembre, cuando se prendió fuego a ocho camiones de una empresa láctea en Monteluppo. Todas las acciones de las que se les acusa han sido reclamadas y firmadas con las iniciales FLA (Frente de Liberación Animal). El primero de los tres sospechosos, Filippo Serlupi d’Ongran, ha asumido la responsabilidad de los cuatro ataques incendiarios. En los artículos de los periódicos, se hace referencia a su militancia en la extrema derecha […]. Tras una breve búsqueda en internet, hemos obtenido más información, incluyendo su perfil de Facebook en el que hay fotos que lo muestran rodeado de mujeres reducidas a objetos sexuales. […] No disponemos de información sobre las posiciones políticas de los otros dos sopechos, pero si [en realidad son conscientes] y deciden llevar a cabo acciones con una persona que tiene ideologías profascistas, esta elección hace, pues, que se les cuestione a ellos también. […] A pesar de que compartimos las acciones de las que se les acusa, obviamente, no vamos a apoyar ni simpatizar con esta gente. Este episodio debería ser también una invitación a una mayor reflexión por parte de individuos y colectivos antiespecistas para encontrar estrategias o explorar más nuestro contenido para que no quepan ni la duda ni la ambigüedad; para, así, reafirmar el contexto libertario de nuestra lucha.”

Tesalónica: “Ahora somos todxs persona non grata”. Texto de un(a) compa de Inglaterra arrestadx durante la redada en la okupa Delta

Nueve de lxs arrestadxs en el desalojo de la okupa Delta fueron liberadxs bajo fianza después del juicio, en el que realizaron una declaración política colectiva. Todxs lxs acusadxs fueron declaradxs culpables de varios delitos menores, recibieron sentencias suspendidas de prisión (de 3 a 16 meses) y tres años de libertad condicional. La cantidad total de la fianza fue de 7950 euros. Hasta hoy, el décimx acusadx sigue bajo custodia, enfrentándose al peligro de la deportación a causa del perjurio policial: un madero testificó en el tribuna que el/la compa tenía un pasaporte falso (lo que no se cierto).

Unxs de lxs diez arrestadxs escribió y nos envió un texto el 22 de septiembre, expresando su opinión sobre toda la farsa:
ahora somos todxs persona non grata

Jamás he visto a un hombre
que mirara con tan ávidos ojos
esa tienda diminuta y azul
que los penados llaman cielo
Oscar Wilde, Ballada de la cárcel de Reading

Seguir leyendo Tesalónica: “Ahora somos todxs persona non grata”. Texto de un(a) compa de Inglaterra arrestadx durante la redada en la okupa Delta

Seattle, Estados Unidos: Marcha en solidaridad con lxs detenidxs de la fiesta callejera queer del 24 de junio

1969, Nueva York: Imagen de los disturbios de Stonewall

La noche del viernes, 29 de junio, cerca de 100 personas se concentraron en el Colegio Central Comunitario de Seattle en el distrito de Capitol Hill, para participar en una marcha y fiesta callejera queer. Esta acción fue convocada en respuesta a la supresión, ataque, y detención de 6 compas el pasado fin de semana (23-24 de junio), durante las celebraciones de la 4ª fiesta callejera anual «Queers Fucking Queers», de contenido anticapitalista y antiasimilación.

Entre aquellxs que aparecieron en la plaza, había muchxs que estaban vestidxs de la cabeza a los pies de negro y rosa o llevando banderas con los mismos colores. La musica sonaba a través de un pequeño sistema de sonido y la gente hacía turnos para hablar con el micrófono. El sentimiento que predominaba era más o menos que: «Si tocan a unx, nos tocan a todxs». La policía estaba muy nerviosa y excesivamente preparada de forma preventiva, creando una fortaleza alrededor de la comisaria de East Precinct, con todo tipo de fuerzas, desde caballos hasta el equipo de operaciones especiales SWAT.

La marcha se llevó a cabo sin ningún incidente. La gente optó solo por gritar insultos a los maderos y bailar en la calle frente a su cara, para mostrar su desafío y desinterés por el espectáculo policial. En el lugar decidió aparecer también Midnight Jack, uno de los 3 auto-proclamados superhéroes de la ciudad de Seattle, que se presentan como guardias metropolitanos en contra de la amenaza de lxs anarquistas. Estos imbéciles para-policiales habían aparecido también en la mani del Primero de Mayo, intentando salvaguardar los edificios administrativos por los ataques del bloque negro. La gente gritó aún más fuerte cuando este bastardo se alineó junto a los maderos.

A pesar de que la noche fue tranquila, estuvo llena de alegría para muchxs y con el sentimiento colectivo para algunxs de que las personas se preocupan por sus compañerxs que fueron atacadxs y detenidxs las primeras horas del domingo pasado, y que están dispuestxs a salir a la calle para demostrarlo, aunque con este pequeño gesto de baile callejero.

¡Que caigan todos los cargos contra lxs detenidxs!
¡Contra la asimilación de la lucha; Stonewall fue una revuelta y algunxs de nosotrxs estamos todavía orgullosxs por eso!

¡Que se joda la policía!

fuente

Portland, EEUU: Escuadrón de ataque queer lanza molotov en solidaridad con CeCe McDonald

TANTO POR LO QUE SENTIR ODIO, TANTAS FORMAS DE DARLE RIENDA SUELTA

Siempre en los pasos de bellas queers como CeCe McDonald, nosotrxs queers frustradxs y disidentes nos negamos a tolerar esta mierda.

Solidaridad sin límites con CeCE y la acción que realizó para defender su vida e integridad, y asco infinito hacia el Estado que le ha dado la vuelta a la penuria de ser asaltada con una acción punitiva sin sentido y arbitraria contra ella, además de arriesgar su seguridad.

¡Qué retroceso! Enfrentarse a la intolerancia social como mujer trans de color en las calles, solo para que te fuercen a vivir en un sistema de transmisoginia racista institucionalizada. En un ambiente tan abiertamente lleno de odio, ¿cómo se espera que gente como CeCe NO esté lista y dispuesta a defenderse?

Como un pequeño gesto de solidaridad con CeCe y todxs aquellxs que sufren la mano del Estado capitalista, racista y transmisógino, se lanzó un cocktail Molotov a una gran ventana de una oficina de Wells Fargo en Portland, Oregón, en la madrugada del 6 de junio. La botella llameante atravesó la ventana fácilmente, escupiendo fuego y cristales en el edificio, un delicioso y breve escape de la monotonía del espectáculo sin fin.

Bancos como Wells Fargo siguen sacando beneficios y creciendo a costa de gente como CeCe, financiando los complejos industriales de policia y de prisiones que protegen los intereses y beneficios de los bancos a través del control social brutal. ¡El Capitalismo no es más que escoria!

Además, solidaridad con aquellxs que sufren la represión política aquí, en Portland, por parte de nimios maderos y despreciables detectives que estudian casos viejos y pruebas insustanciales para usar a nuestrxs compas como ejemplo. Sin embargo, vosotros, cerdos, seguís estando indefensos ante nuestras acciones contra vosotrxs y la propiedad que intentáis proteger.

¡LXS QUEERS HACEMOS LA DESTRUCCIÓN TOTAL!
…Y ES CIERTO – ¡(A)TACAR ES SÚPER FÁCIL!

fuente

La Paz, Bolivia: Sabotajes a 9 locales comerciales

Reivindicamos el sellado de cerraduras y candados de 9 locales comerciales y empresas la madrugada del sábado 5 de mayo.

Nos manifestamos en contra de la ideología especista/carcelaria y de la ideología patriarcal que se entrelazan para justificar la dominación.

Es así que bloqueamos las entradas y dejamos propagandas en: una agencia de leche «Pil», el centro de adelgazamiento «Lain», en la empresa de producción de productos apícolas y de venta de insumos para apicultura «Apisbol», la cadena de restaurantes de pollo frito «Cochabamba», en el local de venta de zapatos de cuero «Femenina», otro de venta de «abrigos» de lana de alpaca «L.A.M», una carnicería de la red «Bambi» y en un «Centro Bíblico».

El ataque a «Pil» y a «Femenina» no solo llevan consigo la critica antiespecista y anticarcelaria. Estas se complementan y vuelven más abarcadoras cargadas de una conciencia antipatriarcal.

Ningunx de nosotrxs avalaría que se cometa o cometería un abuso sexual o una violación contra unx compañerx o cualquier otra persona indiscriminadamente. Pero al parecer, cuando se trata de que unx compañerx consumió sin pagar dinero por ello o compró un «producto» que proviene de la vejación y violación sistemática del cuerpo y la sexualidad de otrx mamíferx, el hecho puede parecer insignificante. Así, se reproducen las ideologías antro y andropocéntricas sobre las que operan las relaciones jerarquizadas y autoritarias que corrompen la vida y forman unos sujetos robotizados capaces de dominar y ser dominados por otros.

Por su parte, el ataque a «Lain» es un ataque a la hegemonía de una belleza opresora que disciplina nuestros cuerpos y adelgaza nuestras mentes, creando una idea/imagen del cuerpo perfecto. Se vuelve necesaria la intervención tecnológica sobre los cuerpos para respaldar el sistema sexo/género y sus falsas dicotomías alienantes. Hombre/Mujer, Femenino/Masculino, Heterosexual/Homosexual. Dejando en evidencia que los cuerpos perfectos de las publicidades no son más que construcciones sociales, técnicas y artificiales.

Por último, el ataque al «Centro Bíblico» significa el rechazo a una moral que también justifica la dominación, haciéndonos creer que la superioridad de unos/as sobre otros/as y la posesión tanto de no-humanxs como de mujeres es un mandato de algún dios.

Contentxs por la batalla ganada, con más fuerza en la guerra librada,
saludamos a lxs compañerxs encarceladxs en Grecia y a la O.R C.C.F!

Saludamos a lxs compañerxs de Culmine, fuerza en todo lo que tengan que afrontar!

Unas noctilucas descarriadas FAI/FRI Seguir leyendo La Paz, Bolivia: Sabotajes a 9 locales comerciales

Atenas: Comunicado de la Asamblea por la Acción Antiespecista

Sobre el derecho al aborto, no se negocia.

Respuesta a la posición oficial de Walter Bond sobre el aborto.

Con gran sorpresa leímos, el noviembre pasado, la posición oficial contra el aborto que hizo pública el luchador preso del Frente de Liberación Animal, Walter Bond. Se trata de un texto cuyos argumentos se han extraído de las más viles tendencias del conservadurismo cristiano, mezcladas con un poco de, supuesto, antirracismo y ecología. Otros de su argumentos consisten, meramente, en una inversión de la realidad.

Ante todo, debemos dejar claro que el aborto no es una práctica que se descubrió y expandió junto con la civilización industrial, tal y como pretende hacernos creer Walter, sino al contrario, se trata de una práctica amplia entre mujeres que tiene sus raíces en los inicios de la Historia e, incluso, la prehistoria. Durante muchos años, el hecho de que las mujeres controlaran cuántos hijos iban a tener y cuándo, se consideraba algo normal y completamente aceptable. Con la expansión del patriarcado y las religiones monoteístas opresivas, que tenían como objetivo proteger la propiedad privada, las mujeres se convirtieron en un objeto de reproducción de sucesores-herederos. A pesar de ello y durante siglos, las mujeres continuaron, a escondidas, realizándose abortos entre sí y sufriendo, por supuesto, las persecuciones respectivas, sea por la Inquisición, sea por sus maridos enfadados. ¿A estas prácticas quiere Bond que volvamos? ¿Considera que la lucha contra los vivisectores y los cazadores deba volverse en contra de las mujeres que luchan por su autodeterminación?

Durante los dos últimos siglos, las mujeres, al igual que los esclavos, han batallado heroicamente para obtener unos derechos fundamentales que no les fueron regalados. La práctica común del aborto, antes de su legalización, y que se sigue practicando hoy en día en los países donde el aborto es ilegal, se lleva a cabo en espacios inapropiados, sin tratamiento farmacéutico y con gran riesgo para la vida y la salud de estas mujeres, teniendo como consecuencia su exclusión social y penas de prisión, si fueran descubiertas. En la Italia católica, hasta mediados de los 70, el aborto era un crimen que se castigaba con la cárcel. No es nada accidental que la legalización del derecho al aborto tuviera lugar al mismo tiempo que la legalización de derechos que consideramos evidentes y necesarios para las mujeres. Seguir leyendo Atenas: Comunicado de la Asamblea por la Acción Antiespecista